La competencia dentro de una categoría y departamento, al interior de un minorista, es cada día más notoria, lo cual hace que una marca impulse su producto de la mejor manera posible.

Ya sea con una estrategia de marketing o varias al mismo tiempo, el objetivo es hacer que determinado artículo atrape la atención del shopper, lo cautive y finalmente hacer que llegue al ticket de compra de cada cliente.

Destacar en una categoría se ha tornado una labor cada vez más complicada, dada la competencia y los hábitos de consumo del shopper. No obstante, también hay diversas formas de saber cómo tomar la mejor decisión y qué es más conveniente realizar, en términos de marketing, y así favorecer la venta de cierto producto.

A continuación se presenta una serie de estrategias, que habrán de facilitar e influir en la decisión de compra, y con ello terminar en el ticket de compra.

  • Promociones efectivas: descuento directo y ofertas como la famosa 2×1 son dos formas promocionales de, en primera instancia, atraer la atención del shopper, hacerlo que considere comprar cierto producto, y por último despertarle la sensación de ahorro que tanto busca un consumidor y así tomar una decisión de compra inteligente.
  • Promotores efectivos y sampling: para un 9.3 por ciento de los shoppers en México la presencia de un promotor es un factor de gran influencia para decidir qué comprar, según el Estudio de Retail 2017, elaborado por el Departamento de Investigación de este medio. Con la participación de un promotor, la marca tiene la oportunidad de persuadir no sólo con producto, sino también con una comunicación cara a cara con el cliente, y así informarle directamente sobre los beneficios que ofrece el artículo, y con ello darle más razones para comprarlo.
  • Ubicación estratégica en anaquel: un 15.3 por ciento de los consumidores en nuestro país, considera que el acomodo de producto es una manera de influir determinantemente en la decisión de compra, por lo que tener un espacio privilegiado, a la altura de los ojos del shopper es vital para que seleccione una marca.
  • Activaciones: mediante esta estrategia, el fabricante es capaz de mostrar las virtudes del producto, persuadir al shopper de una forma dinámica y no intrusiva, además de que predispone al cliente a comprar en la misma visita, ya que al estar la activación en PDV es más sencillo llevarlo hacia el anaquel.
  • Packaging con diseño correcto: para un 68.9 por ciento de los consumidores mexicanos, estar frente a un packaging innovador, creativo, funcional y distinto, hace que despierte su deseo de tener ese producto, aún cuando no lo necesita, la relación emocional que le genera este elemento de marketing hace que se vuelva más importante tenerlo por su apariencia, más que por su aplicación.