Una de las mejores cartas de presentación de un producto y de misma marca en PDV es el packaging, una estrategia de promoción altamente efectiva.

De acuerdo con datos recabados por nuestro departamento de investigación, señalan que el 68.9 por ciento de los consumidores en México suelen comprar un producto motivados únicamente por su packaging, siendo este recurso de comunicación y promoción uno de los más influyentes en el cambio de decisión de compra final en retailers.

A diferencia de un envase convencional, además de almacenar un producto, también le brinda una presentación comercial, apoyado en elementos gráficos, de color, simetría, textura y otros que sirven para publicitar y darle una personalidad a la marca, comunicar información importante sobre el artículo y motivar las compras por impulso.

Algunos puntos clave para que el consumidor se sienta atraído, quede enamorado del packaging y compre el producto, son los siguientes:

  • Enfócate en la image de tu marca y muéstrala en tu packaging.
  • Identifica detalles y procesos de logística.
  • Motiva la compra inmediata con un buen diseño.
  • Optimiza su traslado y acomodo en exhibición con un diseño bien planeado.
  • Fomenta un lazo emocional.

¿Cómo mantener la buena imagen de marca mediante el packaging en PDV?

El anaquel en PDV es el escaparate del producto, y por ende el espacio donde se muestra un packaging que habrá de atrapar la atención del shopper.

Sin embargo, algunos inconvenientes pueden hacer que la mirada del cliente se desvíe hacia otro producto, como los mencionados a continuación.

Daño en su estructura

Como promotor y personal del retailer, es importante que se aseguren de que el packaging de cada producto no presente daños en su estructura, es decir, que no se vean golpeado, sumido en algún lugar, que se vea estrellado el vidrio o presente alguna otra abolladura que comprometa no sólo la calidad de su contenido, sino también la imagen de la marca ante el shopper.

Aplica facing

Se refiere a colocar la marca, nombre del producto y demás elementos visuales al frente para que el cliente pueda verlos de manera sencilla e identifique a la marca sin problema. Algunos factores que pueden obstaculizar el facing son un mal acomodo del producto, el desorden luego de que el cliente lo toma y devuelve al anaquel, o incluso un diseño incorrecto que impide que el packaging se sostenga.

Packaging sucio

Cuando un consumidor mira un packaging manchado, además de percatarse de que hace falta higiene en el anaquel, puede generar desconfianza ante la calidad y buen estado de su contenido, lo que resultará en una ineficiente rotación de producto. Por ello es importante que promotores se aseguren de que la exhibición y condiciones del packaging sean óptimas.